Como cuidar suculentas en interior: 5 consejos

Como cuidar suculentas en interior: 5 consejos

Como cuidar suculentas en interior: 5 consejos

Cultivar suculentas dentro de casa o el la oficina puede ser un poco complicado si eres principiante. Sin embargo, con estos sencillos consejos sabrás mejor cómo cuidar suculentas de interior.

Aunque son unas plantas realmente hermosas, las suculentas no siempre son las plantas de interior más fáciles de cuidar y cultivar. Pero no te preocupes ¡eso no significa que no debas cultivarlas!

Vamos con estos 5 consejos para cultivar suculentas de interior:

#1 – Elige las suculentas de interior adecuadas

No todas las suculentas son adecuadas para el cultivo dentro de casa. Elegir suculentas a las que no les guste el pleno sol sino que prefieran la sombra o poca luz hará una gran diferencia en el éxito de tu jardín de suculentas de interior.

Como regla general, a las suculentas de colores brillantes (como los rojos, morados y naranjas) no les va bien en el interior. Estas variedades requieren un poco más de sol directo y más luz de la que generalmente está disponible dentro de casa.

Un buen ejemplo de variedades de suculentas adecuadas para cultivar en interior son aquellas que son verdes. Algunos buenos ejemplos incluyen variedades de Haworthia y Gasteria como las que se muestran a continuación.

#2 – Las suculentas necesitan sol: cuanto más mejor

Cuando las suculentas están en el interior, a menudo es difícil para ellas obtener suficiente luz solar. En el exterior, generalmente necesitan alrededor de 6 horas de luz solar directa e indirecta cada día.

En el interior de tu hogar u oficina, debes colocar tus suculentas cerca de una ventana que reciba luz solar durante casi todo el día. Si esta no es una opción en tu caso, debes colocarla en la ventana o parte de tu casa u oficina que reciba más luz solar.

las suculentas necesitan sol

#3 – Riego de suculentas de interior: riégalas más pero menos frecuentemente

El mayor problema al que se enfrentan los primerizos en el cultivo de plantas suculentas para conseguir mantener con vida sus plantas de interior es el riego. Tanto es así, que he dedicado una artículo entero al riego de suculentas (puede leer eso aquí).

¡Y es que tiene mucha importancia! Las suculentas necesitan mucha más cantidad de agua de la que uno esperaría para prosperar. Sin embargo, no les gusta que las riegues con tanta frecuencia como a la mayoría de las plantas de interior.

A las suculentas les gusta que sus raíces se empapen con agua, pero luego quieren que esta se seque rápidamente. Después se debe regar nuevamente cuando el suelo haya estado seco por varios días.

Rociar ligeramente las suculentas con agua puede ayudarlas a sobrevivir por un período de tiempo, pero si realmente deseas que prosperen, debes seguir el método de “empapar y dejar secar”.

Riego de suculentas de interior: consejos

No riegues las suculentas de interior diariamente. Esa es la forma más rápida de matarlas.

También debes saber que las suculentas tienen un periodo de inactividad en el que no necesitan tanta agua. Generalmente este periodo son los meses más fríos del año. Como no están creciendo activamente, no consumen tanta agua.

Muchas personas piensan que sus suculentas se están muriendo porque las hojas se están marchitando y arrugando. Solo debes preocuparte si esto les sucede a las hojas más nuevas o superiores de tu suculenta. 

Si solo se están marchitando las hojas que están cerca de la parte inferior del tallo (cerca del suelo), ¡no tienes nada de qué preocuparte, es perfectamente normal!

#4 – No plantes suculentas en macetas de vidrio (u otras macetas sin drenaje)

Suculentas en macetas de vidrio

Los recipientes de vidrio, aunque sean muy elegantes y queden muy bien, no son una gran opción a largo plazo como macetas para suculentas. A las plantas suculentas no les gusta tener un suelo empapado constantemente, por lo que un frasco o terrario de vidrio que no tienen por donde drenar el agua no va a hacer feliz a tu planta suculenta de interior.

Otra desventaja de los envases de vidrio es la falta de transpiración, no pueden “sudar” como lo hace por ejemplo una maceta de arcilla. Las suculentas necesitan un buen flujo de aire para mantener las raíces saludables y, en consecuencia, también los tallos y las hojas.

Si tienes un recipiente de vidrio que te encanta y quieres plantar suculentas en él, lee este artículo para obtener información sobre cómo regar suculentas en recipientes que no drenan.

Pero si puedes evitarlo, te recomiendo que te mantengas alejado del vidrio a menos que conozcas muy bien tu variedad de suculenta y sepas bien sus necesidades de riego.

Puedes encontrar una gran selección de macetas con orificios de drenaje por un excelente precio en Amazon. Proporcionan un gran flujo de aire y permiten que el suelo se seque fácilmente.

#5 – Hongos, insectos y otras plagas de las suculentas de interior

Hongos, insectos y otras plagas de las suculentas de interior

Si cuidas de forma adecuada tus suculentas de interior (riego adecuado, buen drenaje del suelo, luz, flujo de aire, etc.), los insectos generalmente no son un problema.

Pero si compraste una planta que ya venía con algún tipo de bicho u hongo (aunque no fuese fácilmente apreciable cuando la compraste), esto puede convertirse fácilmente en un gran problema.

Una de las plagas más comunes que se encuentra los nuevos cultivadores son los mosquitos. Generalmente solo tendrás mosquitos si tu suelo se mantiene demasiado húmedo. Esto se puede evitar usando una mezcla de suelo con buen drenaje y permitiendo que el suelo se seque entre riegos.

Otro problema habitual son las “cochinillas de la harina”, unos pequeños y desagradables bichitos pegajosos.

Para deshacerte de ellos, deberás rociar las hojas de tu planta con alcohol (el de curar las heridas que todos tenemos en casa) y verter alcohol sobre la tierra para matar los huevos que hayan puesto.

Espero que estos consejos te sean útiles para cuidar tus suculentas en interior y que crezcan sanas y hermosas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *